Detección de ácidos nucleicos

Los ácidos nucleicos como el ADN y el ARN, pueden ser localizados mediante numerosos métodos. El ADN se localiza en el núcleo y su cantidad varía poco entre las células. El ARN se localiza en el núcleo y en el citoplasma, su cantidad varía ampliamente dependiendo el estado funcional de la célula.

Reacción de Feulgen: utiliza ácido clorhídrico que hidroliza parcialmente el ADN formando aldehídos. Estos reaccionan con el reactivo de Schiff formando un precipitado magenta insoluble.

Colorantes fluorescentes: colorantes como el yoduro de propidio (recuerde la imagen de inmunohistoquímica), la bisbencimida, se unen al ADN y dan una fluorescencia proporcional a la cantidad de ADN presente. El naranja de acridina fluoresce amarillo verdoso cuándo se une al ADN y rojo anaranjado cuando se une al ARN.

Colorantes básicos: los colorantes básicos como la hematoxilina, el azul de toluidina, el violeta de cresilo se unen a los grupos fosfatos presentes en el ADN y ARN.

Preparado de Sistema nervioso central. En el centro una neurona teñida con violeta de cresilo. En el núcleo se observa el nucléolo y algo de la cromatina teñidos con el cresilo. El citoplasma presenta una elevada cantidad de grumos teñidos de color violeta (grumos de Nissl) que representan un gran desarrollo del retículo endoplasmático rugoso. A los costados de la neurona numerosos núcleos de células gliales se tiñen también con el cresilo.

 

Hibridización in situ:

La hibridización in situ es una de las últimas técnicas desarrolladas por la biología molecular. Es un método que analiza la distribución de una secuencia particular de nucleótidos de ADN (genes específicos) o ARN (ARN mensajeros específicos). El término hibridación se refiere a la unión de una secuencia complementaria de nucleótidos a otra con una elevada especificidad. Mediante tecnologías de ADN recombinante se pueden obtener en gran cantidad copias de una secuencia de nucleótidos en cadena única. En vez de utilizar anticuerpos esta técnica utiliza secuencias complementarias de ADN o ARN (SONDAS) marcados de forma similar que los anticuerpos de la inmunocitoquímica. Estas SONDAS se colocan sobre el tejido en el portaobjetos (in situ) y se observan al MO.

Esta técnica permite localizar un ADN específico o identificar la expresión genética por la presencia de ARN mensajero en el citoplasma celular. Por ejemplo, mediante la inmunohistoquímica puedo saber si una célula tiene insulina en su citoplasma, con la hibridación in situ puedo determinar si la sintetiza (por el ARNm) o si tiene los genes necesarios para codificar el ARNm.

Detección de genes específicos mediante la utilización de sondas marcadas con distintos fluorocromos. Cromosomas humanos MO de fluorescencia.

Esta técnica sirve también para detectar la presencia de ADN exógenos (Ej. virus) en tejidos humanos.

Corte de un tumor generado en las células epiteliales. Mediante hibridación in situ se detecta la presencia del virus del papiloma humano de tipo II. El precipitado oscuro sobre algunos núcleos indica la presencia del genoma vírico.

volver

 


José Evaristo Uriburu 950 5ºPiso - Ciudad de Buenos Aires.Argentina - Tel - Fax : 54-11-4961-6890. email: sah@ht.org.ar